Editorial: Llegó la hora cero para la democracia, hay que ir a las urnas a votar

Este domingo un poco más de cinco millones de hondureños acudirán a las urnas para escoger un presidente o presidenta, 128 diputados al Legislativo, 20 para el Parlamento Centroamericano y 298 titulares de corporaciones municipales. Estos comicios, por decirlo de esta manera, se convertirán en un punto de no retorno para la democracia en Honduras, más allá de los señalamientos y acusaciones que se hacen oficialistas y opositores. Nos daremos cuenta si quienes dicen representar...
BFlores28 noviembre, 2021

Este domingo un poco más de cinco millones de hondureños acudirán a las urnas para escoger un presidente o presidenta, 128 diputados al Legislativo, 20 para el Parlamento Centroamericano y 298 titulares de corporaciones municipales.

Estos comicios, por decirlo de esta manera, se convertirán en un punto de no retorno para la democracia en Honduras, más allá de los señalamientos y acusaciones que se hacen oficialistas y opositores. Nos daremos cuenta si quienes dicen representar al pueblo tendrán la suficiente capacidad de cumplir sus promesas en caso de que triunfen.

En sencillas palabras, llegó la hora cero para la democracia. Esta jornada deberá caracterizarse por su carácter pacífico y democrático, donde todos voten por los candidatos de su preferencia, aguarden por los resultados y acepten la voluntad expresada en las urnas.

Confiaremos que el Consejo Nacional Electoral (CNE), a pesar de sus incuantificables falencias, aleje los rumores del fraude que nos llevó a escenarios de violencia poselectoral en 2017, realice de manera minuciosa el conteo de votos para dejar claro quiénes ganaron y quiénes deberán guardar turno para acceder a un cargo público.

Que el silencio electoral haya servido como espacio para reflexionar por quienes votar. No le vamos a decir a usted cómo ejercer el sufragio, pues consideramos que tuvo el tiempo necesario para razonar su voto, no importa si lo hace en plancha, línea continua o cruzado. De todos modos, es usted quien definirá el futuro del país. Solo somos facilitadores de los procesos democráticos.

Consideramos que todos los hondureños mayores de 18 años deberían acudir a las urnas porque es la única forma que podemos darnos un gobierno. El hecho de votar nos confiere el derecho y el deber de acuerpar las buenas decisiones o reclamar los errores a quienes administran la cosa pública. Es más, por si no lo sabía, el voto es obligatorio, según lo indica el artículo 44 de la Constitución, por lo que tenemos el deber de escoger a quienes dirigirán los destinos del país durante los próximos cuatro años.

No queremos que se susciten hechos penosos durante la contienda. Usted tiene el deber de denunciar cualquier delito que cometan los miembros de las Juntas Receptoras de Votos, los activistas de los partidos en contienda que ofrezcan dinero a cambio que votar por otros candidatos y todas aquellas incidencias que estén reñidas con la ley. También proceda a denunciar si los representantes de mesas permiten el ingreso de aparatos electrónicos a las urnas, pues ya es penado por la ley.

Dejamos claro que El Pulso no tomará partido hacia ningún candidato, que triunfe quien supo convencer al votante, que gane quien presentó la mejor propuesta y haya demostrado ante la sociedad que es una persona honorable que merece acceder al puesto, ya sea para presidente, alcalde o diputado. Queremos que al momento de marcar las papeletas no piense en su interés particular, sino en Honduras.

Razone su voto, en sus manos está el destino del país, indistintamente si simpatiza o no con un partido o una causa. Si lo hace para que haya un cambio de gobierno o siga siga administrando el Estado el actual partido en el poder. Nos interesa que participe en el ejercicio democrático; aclaramos que votar es parte de la democracia que es el poder del pueblo. En consecuencia, usted tiene el poder para ratificar o castigar al partido que ha dirigido al país.

Es necesario que las elecciones generales de hoy generen confianza en la población, que permita la llegada de la inversión extranjera. Además, debemos respetar los resultados y recurrir a las instancias necesarias en caso de existir irregularidades y que basadas en ley. Es necesario que este proceso que concluirá con la escogencia de nuevas autoridades sea ciento por ciento pacífico, como dijo en su momento un reconocido dirigente de la sociedad civil «es necesario que contemos votos y no muertos».

En nuestras manos está el destino de Honduras. Votemos porque es nuestro deber.

Acerca de El Pulso

Propósito: Somos un equipo de investigación periodística, que nace por la necesidad de generar un espacio que impulse la opinión sobre los temas torales de la política, economía y la cultura hondureña. Estamos comprometidos con el derecho que la gente tiene de estar verdaderamente informada.

Derechos Reservados 2019-2021