JOH afirma que cumplió en reducir violencia y volver a Honduras “tierra hostil” para narcos

TEGUCIGALPA, Honduras  El mandatario Juan Orlando Hernández, en sus últimas intervenciones públicas, garantizó que el próximo gobierno heredará un país “más seguro” ya que Honduras dejó de ser una de las naciones más violentas del mundo y un paraíso para los cárteles de la droga. Tras siete años en el poder, el gobernante afirmó que cumplió lo que prometió en su campaña política de 2013 que “haría lo que tendría que hacer” para reducir los...
ABarahona29 abril, 2021

TEGUCIGALPA, Honduras 

El mandatario Juan Orlando Hernández, en sus últimas intervenciones públicas, garantizó que el próximo gobierno heredará un país “más seguro” ya que Honduras dejó de ser una de las naciones más violentas del mundo y un paraíso para los cárteles de la droga.

Tras siete años en el poder, el gobernante afirmó que cumplió lo que prometió en su campaña política de 2013 que “haría lo que tendría que hacer” para reducir los índices delincuenciales y homicidios en su mandato.

“Allá en la campaña de 2013 les prometí que voy a hacer lo que tenga que hacer para hacer de Honduras un país más seguro. Hoy, los índices de violencia se redujeron a menos de la mitad. Lo prometimos y lo cumplimos”, resaltó.

Añadió que “el próximo gobierno heredará un país más seguro”.

Según datos del Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) de 2006 a 2009, periodo de gobierno del expresidente Manuel Zelaya, los índices de violencia rondaban entre el 46.2 a 57.9 por ciento.

Después del golpe de Estado y bajo las riendas del expresidente Porfirio Lobo Sosa y 2012 la violencia incrementó de 66.8 por ciento a 86.5.

De 2013 a 2017, se estima que la violencia disminuyó a cifras similares a 2008 con una reducción pasando de 85.5 en 2013 a 47.8 en los últimos años.

“Yo encontré el país más violento sobre la faz de la tierra, con San Pedro Sula siendo la ciudad más violenta del mundo y Tegucigalpa la tercera. Hoy no somos el país más violento del mundo ni estamos entre las 25 ciudades más violentas del mundo”, manifestó Hernández.

En sus declaraciones alabó su gestión y repitió que en su campaña prometió tanto a los que lo acuerparon como a sus adversarios que “si me eligen presidente, en el tema de seguridad, yo voy a hacer lo que tenga que hacer, por eso sé que les voy a heredar un país más seguro”.

En el tema del narcotráfico declaró que, pese a los señalamientos y vinculaciones con la delincuencia organizada y la narcoactividad, no dejará de luchar hasta su último día en la silla presidencial e insistió que “Honduras es tierra hostil” para el tráfico de estupefacientes.

“Esta batalla contra el narcotráfico seguirá hasta el último día de mi gobierno, sin descanso, sin que nos tiemble el pulso. Honduras dejó de ser el paraíso de los carteles de la droga y se convirtió en territorio hostil”, arguyó.

Acerca de El Pulso

Propósito: Somos un equipo de investigación periodística, que nace por la necesidad de generar un espacio que impulse la opinión sobre los temas torales de la política, economía y la cultura hondureña. Estamos comprometidos con el derecho que la gente tiene de estar verdaderamente informada.

Derechos Reservados 2019-2021