Juicio contra Fuentes Ramírez: “el presidente consiguió mucho más que dinero”

En el décimo y último día del juicio contra el hondureño Geovanny Fuentes Ramírez, durante la etapa de los argumentos finales, fiscales estadounidenses señalaron al acusado de ser un “poderoso e intocable narcotraficante” que aparentemente ayudó al presidente Juan Orlando Hernández a traficar cocaína hacia EE.UU. El fiscal Jacob Gutwillig dijo al jurado que determinara la inocencia o la culpa del acusado y les hizo saber que Fuentes Ramírez pagó sobornos a Hernández y fue...
ABarahona1 abril, 2021

En el décimo y último día del juicio contra el hondureño Geovanny Fuentes Ramírez, durante la etapa de los argumentos finales, fiscales estadounidenses señalaron al acusado de ser un “poderoso e intocable narcotraficante” que aparentemente ayudó al presidente Juan Orlando Hernández a traficar cocaína hacia EE.UU.

El fiscal Jacob Gutwillig dijo al jurado que determinara la inocencia o la culpa del acusado y les hizo saber que Fuentes Ramírez pagó sobornos a Hernández y fue pieza clave de lo que llamó “narcoestado hondureño”.

«Juan Orlando Hernandez no solo quería el dinero del acusado, quería acceso a la cocaína del acusado,» afirmó el acusador.

A Hernández, dijeron los fiscales federales, no solo le interesaba los sobornos sino tener acceso a poder traficar droga, por lo que Fuentes Ramírez lo sobornaba para obtener la protección y no ser acusado por sus delitos.

Durante el juicio, el gobernante fue involucrado directamente en la narcoactividad siendo Devis Leonel Rivera Maradiga, el exjefe de los Cachiros -el primer testigo de la fiscalía-, quien aseguró sobornó no solo a Hernández sino a expresidentes como Manuel Zelaya Rosales, Porfirio Lobo Sosa y al actual designado presidencial Ricardo Álvarez.

A cambio de supuesta protección de la Policía Nacional y del fiscal general Óscar Chinchilla, Fuentes Ramírez pagó a la hermana del presidente, Hilda Hernández, unos 250 mil dólares y también negoció el acceso a un narcolaboratorio en Puerto Cortés.

Otro testigo, un contador del empresario Fuad Jarufe, quien era parte del negocio y aportaba contribuciones políticas para las campañas, dijo que para las elecciones de 2013 Hernández recibió sobornos de diez mil dólares que eran cambiados en moneda nacional o cheques.

LA DEFENSA VERSUS LA PARTE ACUSADORA. Con la finalidad de desacreditar los testimonios utilizados por la fiscalía, la defensa de Fuentes Ramírez se preparó dejando dudas en el jurado si deben creer más en el testimonio de un narcotraficante.

“Esta es una historia escrita por Leonel Rivera y tal vez algunas ediciones de un par de otros testigos. Rivera no tiene moral, no tiene escrúpulos y probablemente no tiene alma. estuvo aquí para venderte su ficción», dijo la defensa.

También resaltaron que sobornar a un presidente no es barato y se preguntaron: “¿Por $25,000 Geovanny Fuentes Ramírez supuestamente era dueño de Juan Orlando Hernández? ¿Por eso te comprará al presidente de Honduras? ¿Tiene algún sentido?”.

Concluyeron, como si fuera la copia del discurso del gobernante, que “el tráfico de drogas en Honduras se ha reducido en más del 80 por ciento. ¡Qué presidente más narco!”.

Ante las aseveraciones de la defensa, los fiscales rebatieron y le hicieron ver al jurado que a Rivera Maradiaga «no le crea porque es una buena persona… Es una persona egoísta y le conviene decir la verdad en este caso».

En respuesta a la duda que sembró la defensa sobre si es tan fácil haber comprado al presidente por 25 mil dólares, la fiscalía aseveró que  Hernández «consiguió mucho más que dinero; consiguió que el laboratorio de cocaína trabajara para él».

Concluyeron que si tenía al presidente a su favor, «mató a los que no pudo y compró a los que pudo».

Un dato que también reveló la parte acusadora es que la primera vez se hizo pública documentación que implicaba a Hernández con la narcoactividad, al segundo día, envió a Fuentes instrucciones para conducirse hasta Casa Presidencial.

Acerca de El Pulso

Propósito: Somos un equipo de investigación periodística, que nace por la necesidad de generar un espacio que impulse la opinión sobre los temas torales de la política, economía y la cultura hondureña. Estamos comprometidos con el derecho que la gente tiene de estar verdaderamente informada.

Derechos Reservados 2019-2021