DESTITUIDOS 28 DIPUTADOS OPOSITORES A ORTEGA

El Consejo Supremo Electoral de Nicaragua despojó este vienes de toda investidura parlamentaria a 28 diputados del Congreso Nacional,16 propietarios y 12 suplentes, que pertenecen a la opositora Bancada Alianza Partido Liberal Independiente. La decisión fue tomada a petición del presidente y representante legal del Partido Liberal Independiente, Pedro Reyes Vallejos, que acusó a los legisladores en cuestión de no respetar la nueva representación legal del partido. La Sala Constitucional de la Corte Suprema de...
EGO29 julio, 2016

El Consejo Supremo Electoral de Nicaragua despojó este vienes de toda investidura parlamentaria a 28 diputados del Congreso Nacional,16 propietarios y 12 suplentes, que pertenecen a la opositora Bancada Alianza Partido Liberal Independiente.

La decisión fue tomada a petición del presidente y representante legal del Partido Liberal Independiente, Pedro Reyes Vallejos, que acusó a los legisladores en cuestión de no respetar la nueva representación legal del partido.

La Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) le entregó la conducción del PLI a Pedro Reyes el pasado mes de junio, arrebatando este al líder opositor y excandidato presidencial, Eduardo Montealegre.

Los diputados, que fueron electos en 2011 expresaron formalmente su intención de no pertenecer más a la bancada del PLI, pues consideran que Reyes Vallejos, está plegado a los intereses de Ortega, según lo manifestado por los destituidos en distintos medios del país.

El argumento jurídico de la decisión del CSE se basa en dos artículos que fueron introducidos en la reforma a la Ley Orgánica del Poder Legislativo (Ley 606), aprobada en diciembre de 2014, que indican que entre las causas que acarrea la pérdida de la condición de diputado está el «cambio de opción electoral del Partido Político, por el que fue electo, en el ejercicio de su cargo».

Analistas del vecino país consideran que con esta última disposición, el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, ha dado un paso clave para hacerse con el control del Congreso. Alertan además, que Ortega, de 70 años, busca así lograr un nuevo término en la presidencia, el tercero desde su segundo período como presidente que va desde 2006.

«Ortega, mostrando su verdadero rostro de dictador, mandó a destituir a 16 diputados (propietarios) opositores que no se le doblegaron, ni se vendieron», escribió en su cuenta de Twitter la disidente sandinista Dora María Téllez.

La oposición advierte que ahora a Ortega solo le falta encontrar una fórmula que garantice la sucesión familiar en el poder y fundar así una nueva dinastía.

Ortega, que participará sin contrincante en las próximas elecciones, tiene hasta el 2 de noviembre para nombrar a su candidato a la vicepresidencia y muchos creen que será su cónyuge Rosario Murillo.

Acerca de El Pulso

Propósito: Somos un equipo de investigación periodística, que nace por la necesidad de generar un espacio que impulse la opinión sobre los temas torales de la política, economía y la cultura hondureña. Estamos comprometidos con el derecho que la gente tiene de estar verdaderamente informada.

Derechos Reservados 2019-2021