TRUMP BLOQUEA SOLICITUDES DE ASILO A MIGRANTES QUE ENTREN POR MÉXICO

El Gobierno de Estados Unidos ha anunciado este lunes que impedirá conceder el asilo a los migrantes que no lo soliciten antes en un “tercer país seguro”, en un nuevo intento del presidente, Donald Trump, reducir el flujo migratorio en la frontera con México. “Un extranjero que entre o intente entrar en EE.UU. a través de la frontera sur después de no haber solicitado protección en un tercer país fuera de sus países de ciudadanía, nacionalidad...
Redacciónjulio 15, 2019

El Gobierno de Estados Unidos ha anunciado este lunes que impedirá conceder el asilo a los migrantes que no lo soliciten antes en un “tercer país seguro”, en un nuevo intento del presidente, Donald Trump, reducir el flujo migratorio en la frontera con México.

“Un extranjero que entre o intente entrar en EE.UU. a través de la frontera sur después de no haber solicitado protección en un tercer país fuera de sus países de ciudadanía, nacionalidad o de última residencia legal habitual que hubiese transitado en camino a EE.UU. no es apto para asilo”, señala la nueva orden de los Departamentos de Justicia y Seguridad Nacional publicada en el Registro Federal que entrará en vigor este martes.

La orden dificultará la solicitud de asilo para aquellos que no pidieron protección por persecución o tortura en al menos uno de los “tercer países” por los que viajaron camino de Estados Unidos.

La publicación de la orden coincide con la reunión de Trump con el presidente de Guatemala, Jimmy Morales, en la que se rumorea que podrían firmar un acuerdo para convertir al país guatemalteco en tercer país seguro para los migrantes que buscan asilo en EE.UU. Todo ello mientras los migrantes en situación irregular aguardan inquietos el resultado de las redadas para deportación iniciadas este domingo.

Medida para reducir el flujo en la frontera

En un comunicado, el secretario interino de Seguridad Nacional, Kevin McAleenan, ha defendido que la medida rebajará en última instancia las “abrumadoras cargas” sobre el sistema nacional “causadas por los solicitantes de asilo que no buscan protección urgente en el primer país disponible, migrantes económicos que carecen de un miedo legítimo a ser perseguidos”. Y según el fiscal general, aunque EE.UU. es un “país generoso”, está “completamente abrumado” por los miles de personas en la frontera sur.

La legislación estadounidense permite a los solicitantes de asilo hacer la solicitud al llegar a la frontera sin tener en cuenta su ruta, pero cuenta con una excepción para aquellos que lo hacen a través un tercer país considerado “seguro”, que según la legislación estadounidense actual, solo reconoce a Canadá.

Trump prometió a su llegada a la Casa Blanca una política dura contra la inmigración: ha declarado una emergencia nacional por la “crisis humanitaria” que dice haber en la frontera con México, sigue reclamando el muro allí y ha culpado a Honduras, Guatemala y El Salvador de no hacer lo suficiente para frenar el flujo migratorio. Hace semanas, alcanzó un acuerdo con el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, para que reforzase su frontera sur con Guatemala y acogiese a solicitantes de asilo en EE.UU. en proceso de espera.

Acerca de El Pulso

Propósito: Somos un equipo de investigación periodística, que nace por la necesidad de generar un espacio que impulse la opinión sobre los temas torales de la política, economía y la cultura hondureña. Estamos comprometidos con el derecho que la gente tiene de estar verdaderamente informada.

Derechos Reservados 2019