/TÍO ARNULFO ES SENTENCIADO A 33 AÑOS DE CÁRCEL EN EEUU

TÍO ARNULFO ES SENTENCIADO A 33 AÑOS DE CÁRCEL EN EEUU

Departamento de Justicia

Un hombre hondureño fue sentenciado hoy a 33 años de prisión por liderar una organización de narcotráfico que había contrabandeado al menos miles de kilos de cocaína a los Estados Unidos durante la última década.

El asistente del Fiscal General Brian A. Benczkowski de la División Criminal del Departamento de Justicia, el Fiscal Federal G. Zachary Terwilliger para el Distrito Este de Virginia, el Agente Especial a Cargo Jesse R. Fong de la División de Campo de Washington de la Administración de Control de Drogas (DEA), Director Adjunto La acusadora Nancy McNamara de la Oficina de Campo en Washington del FBI, el agente a cargo Raymond Villanueva de Investigaciones de Seguridad Nacional (HSI) de la Oficina de Inmigración y Control de Aduanas de los EE.UU. Washington, DC y el Superintendente de la Policía del Estado de Virginia, coronel Gary T. Settle, hicieron el anuncio.

Arnulfo Fagot-Máximo, de 58 años, fue sentenciado por el juez de distrito de los Estados Unidos, Liam O ’Grady, por el Distrito Este de Virginia. Según los registros judiciales y las pruebas presentadas en el juicio, Fagot-Máximo era el líder de una organización de tráfico de drogas con sede en la región de La Mosquitia, del Departamento de Gracias a Dios, Honduras. Su organización era un vínculo crítico entre los proveedores colombianos de cocaína y otros importantes traficantes hondureños. Durante más de una década, Fagot-Máximo recibió cocaína a lo largo de la costa de la Mosquitia desde Colombia por botes, aviones pequeños y barcos sumergibles en cantidades que van desde unos pocos cientos a varios miles de kilogramos por entrega. La mayor parte de esta cocaína fue transferida a la organización Montes-Bobadilla en Francia y en Honduras, donde otros traficantes la recibieron. Finalmente, la cocaína fue transportada por tierra a través de Honduras y Guatemala, y luego fue entregada a los carteles mexicanos para su importación a los Estados Unidos. Fagot-Máximo recibió decenas de millones de dólares en moneda estadounidense por la venta y entrega de esta cocaína.

El caso fue investigado por la DEA como parte de las Fuerzas de Tarea contra la Delincuencia Organizada (OCDETF), la Operación Arpón a través de la Fuerza de Tarea HIDTA de la DEA en Annandale Virginia. El programa OCDETF es un grupo de trabajo federal multiagencia, multi-jurisdiccional que proporciona fondos federales suplementarios a las agencias federales y estatales involucradas en la identificación, investigación y enjuiciamiento de las principales organizaciones de narcotráfico. La misión principal del programa OCDETF es identificar, interrumpir y desmantelar a las organizaciones más serias de tráfico de drogas, tráfico de armas y lavado de dinero, y a las principales responsables del suministro ilegal de drogas de la nación.

La asistencia en la investigación y enjuiciamiento fue proporcionada por las Oficinas de Abogados de los Estados Unidos para el Distrito Sur de Nueva York, el Distrito Medio de Florida y el Distrito Sur de Florida. La Guardia Costera de los Estados Unidos y la Policía Nacional de Honduras también prestaron asistencia. Los abogados adjuntos de los Estados Unidos James L. Trump, Thomas W. Traxler y el abogado litigante Anthony Aminoff de la Sección de Estupefacientes y Drogas Peligrosas procesaron el caso.

Publicación original.

Traducción: El Pulso

Las opiniones vertidas en esta columna son responsabilidad única del columnista. El pulso comparte esta opinión para enriquecer el debate nacional sobre temas de importancia para la patria.