Jaime Rodríguez: “No están atacando las causas del problema de inseguridad”

Declaraciones de Jaime Rodríguez, presidente del Colegio de Profesores de Educación Media de Honduras (COPEMH) en referencia al tema de la militarización de los centros de educación secundaria, ante la ola de violencia de la que es víctima el sector estudiantil. “No están atacando las causas del problema de inseguridad en los centros educativos, esto es producto del abandono del que han sido objeto por la administración del Partido Nacional al quitar la matricula gratis...
Redacciónjulio 25, 2017

Declaraciones de Jaime Rodríguez, presidente del Colegio de Profesores de Educación Media de Honduras (COPEMH) en referencia al tema de la militarización de los centros de educación secundaria, ante la ola de violencia de la que es víctima el sector estudiantil.

“No están atacando las causas del problema de inseguridad en los centros educativos, esto es producto del abandono del que han sido objeto por la administración del Partido Nacional al quitar la matricula gratis y los consejeros, porque la Secretaría de Educación ahora no nombra consejeros en los centro educativos. El mensaje que envía el gobierno es que vale más un militar con un fusil sembrando el terror, que un consejero u orientador que ayuda al estudiante a no involucrarse con grupos irregulares o en conflicto social y que son víctimas de la exclusión y la miseria del país”.

Para Rodríguez, ser joven en estos tiempos es muy difícil, porque lo reprimen o se está en una zona en conflicto, en el área donde vive y en el centro educativo también porque está custodiado por militares. “El centro educativo debe ser agradable, que motive en el estudiante el deseo de pertenecer y permanecer en el mismo, pero no como paso en el instituto José Trinidad Reyes donde llegaron militares enmascarados con armas largas y perros, sembrando terror, la educación debe ser sinónimo de liberación, no de represión”. Apuntó el docente.

También puede leer: 

Jainas, Punteros y Ranfleros en los colegios

Se está haciendo lo equivocado. Si al centro educativo se le da la matricula gratis, se ponen de acuerdo padres de familia, docentes y estudiantes, se va a hacer lo que hacía antes con la seguridad pero, la gente no se dedicaba a reprimir al estudiante. Se prevenía que no ingresaran al centro educativo personas que causaran problemas al interior.

3
Militares cuidando colegios. Foto: diario La Prensa.

El dirigente gremial considera que es lo que se debe hacer ante la inseguridad en colegios y escuelas: “es con el consenso de padres de familia, fuerzas de la comunidad y docentes, de lo contrario difícilmente se va erradicar el problema, porque no se está previniendo, se están atacando los efectos”.

Aseguró que a ningún padre de familia le gusta que su hijo o hija este en el centro educativo en riesgo, a ningún docente le gusta estar en peligro, ahí existe un punto coincidente de las diferentes fuerzas involucradas de la comunidad. Pero de seguir solo atacando la manifestación del problema, sin atacar el origen se va seguir invirtiendo dinero y justificando la compra de armas, provocando más violencia.

El docente advirtió que el narcotráfico está en proceso de convertir los centros educativos en su mercado potencial y que hay que evitarlo a toda costa pero, no se va evitar si favorece a las altas cúpulas que están involucradas en la narco actividad.

Para el presidente del COPEMH, los conceptos mara y pandilla son despectivos porque son consecuencias de la exclusión que hay en el país: “yo crecí en la Tres Mayo, donde no había ninguna cancha deportiva, no había donde divertirse, el joven que no permanece en su casa y sale lo que va encontrar es el producto de la corrupción que impera en Honduras”.

El profesor se preguntó, ¿A quiénes les interesa que los jóvenes sean presa fácil del narcotráfico?y se respondió- a las personas que están involucradas en las grandes esferas, en el tráfico de drogas, las mulas, les conviene a los que están siendo inculpados en Nueva York, hijos de expresidentes y exministros por estar vinculados al tráfico de drogas, a esos les conviene que la juventud sea terreno fértil de la descomposición social, al que no le conviene es al pueblo hondureño.

El docente reflexionó que a ningún padre de familia le gusta ver a su hijo involucrado en problemas o en peligro pero, la limpieza debe empezar desde las altas esferas involucradas en el tráfico de drogas en este país.

1
Un soldado asignado al Instituto Central Vicente Cáceres. Foto: diario La Prensa.

Rodríguez lamentó además que las cifras de estudiantes asesinados superen la de países que están en guerra pero, es más lamentable que las autoridades no hagan nada por prevenirlo, porque les conviene mantener la crisis, que los jóvenes sean víctimas.

El Comisionado Nacional de los Derechos Humanos presentó unas cifras, en las que se señala que 100 estudiantes son asesinados cada año, por lo que han muerto 500 jóvenes estudiantes en los últimos 5 años pero, para el dirigente gremial el que las autoridades reconozcan la grave situación es porque se han visto obligadas pero, esas cifras no son reales, las estadísticas son más altas, si se le consulta a Casa Alianza o laboratorios independientes que estudian la violencia los índices son mucho más altos reiteró el profesor- pero también están reconociendo el fracaso del gobierno en el tema de seguridad. ¿Qué hacen con el dinero de la tasa de seguridad? No quieren invertir en educación y prevención, sino en compra de patrullas e implementos para reprimir, no para prevenir la violencia. Señaló el profesor.

Acerca de El Pulso

Propósito: Somos un equipo de investigación periodística, que nace por la necesidad de generar un espacio que impulse la opinión sobre los temas torales de la política, economía y la cultura hondureña. Estamos comprometidos con el derecho que la gente tiene de estar verdaderamente informada.

Derechos Reservados 2019