/ESTADOS UNIDOS EXPULSA A DIPLOMÁTICOS RUSOS

ESTADOS UNIDOS EXPULSA A DIPLOMÁTICOS RUSOS

El caso de espía ruso Serguéi Skripal muerto en Inglaterra ha traído una serie de consecuencias directas al gobierno de Vladimir Putin, la más reciente: la expulsión de alrededor de 60 diplomáticos rusos y el cierre del consulado ruso en Seattle, acción basada en la proximidad de la misión diplomática a una base de submarinos y también señalados de realizar una recopilación agresiva de inteligencia. La embajada tuvo una respuesta vía Twitter pero con un poco de humor:

“El Gobierno de EE.UU. ordenó el cierre del consulado ruso en in Seattle. ¿Qué consulado de EE.UU. en Rusia cerrarías si pudieras decidir?”

Esta medida ha encontrado eco en varios países de la Unión Europea (UE) y La Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) que en las próximas horas o días estarían aplicando la misma medida que Moscú ha considerado como chantajista y de presión y ha advertido una reciprocidad a las medidas.

Print

Los casi 60 (supuestos) agentes de inteligencia y sus familias tienen a partir de la fecha siete días para abandonar los Estados Unidos, se suman las delegaciones acreditadas en las Naciones Unidas (ONU) ubicados en Nueva York y a 48 de la embajada en Washington. En un comunicado la Casa Blanca ha manifestado:

“Estados Unidos adopta esta medida en coordinación con nuestros aliados de la OTAN en el mundo en respuesta al uso por parte de Rusia de un arma química militar en suelo de Reino Unido, lo último en su permanente patrón de desestabilizar actividad en el mundo”.

Serguéi Skripal y su hija fueron envenenados con gas nervioso de producción rusa en la localidad británica de Salisbury a inicios de marzo. Esta es la segunda acción de expulsión de diplomáticos rusos en año y medio. Boris Johnson ministro de Asuntos Exteriores de Inglaterra ha pedido explicaciones a Rusia a tiempo que advirtió que en caso de encontrarse implicación de Rusia en el caso del espía la respuesta será firme, aunque Rusia asegura no tener información sobre el asunto. En opinión de Maria Zakharova portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores esta es una estrategia antirusa habitual y lo toman como una provocación.