¡LO EQUIVOCADOS QUE HEMOS ESTADO!

Han tenido que venir algunas calificadoras de riesgo a decirnos que en nuestro país hay crecimiento económico –bajo endeudamiento–, y demostrarnos lo equivocados que hemos estado; que la ruta que sigue el país es la correcta. No crean ustedes que las firmas calificadoras de riesgo son iguales a las firmas encuestadoras, que las gana quien las paga. También es cierto que la ENEE será dividida en tres empresas para garantizar que los hondureños paguen menos por...
Invitadoagosto 5, 2019

Han tenido que venir algunas calificadoras de riesgo a decirnos que en nuestro país hay crecimiento económico –bajo endeudamiento–, y demostrarnos lo equivocados que hemos estado; que la ruta que sigue el país es la correcta. No crean ustedes que las firmas calificadoras de riesgo son iguales a las firmas encuestadoras, que las gana quien las paga. También es cierto que la ENEE será dividida en tres empresas para garantizar que los hondureños paguen menos por consumo, así como es cierto que Jesús Mejía ha puesto su renuncia al frente de la ENEE porque ha sido exitoso y esa lumbrera andante merece guiar los destinos de la Patria –motivo real de su renuncia–. Ochocientos empleados, por lo menos, serán despedidos producto de esta medida, según se anuncia. Este personal, no obstante, gozará de sus enormes prestaciones en el país de Alicia y no correrán la misma suerte de las víctimas de los masivos despidos de empleados públicos en los tiempos recientes, cuando gobernaban los “comunistas” que los despidieron y ni siquiera las prestaciones les otorgaron.

Ha tenido que venir a decirnos la bióloga Alicia Bárcenas de la CEPAL que en nuestro país se ha reducido la pobreza, la inflación está bajo control y tenemos crecimiento económico; que es en el país de ella, Alicia, donde abundan las tiendas de ropa y zapatos de segunda, porque las personas no tienen para comprar vestimenta nueva. Es n el país de Alicia donde las personas están migrando por miles hacia otros países, principalmente a Estados Unidos y España. Es en el país de ella y no en el nuestro donde los migrantes, a riesgo de perder su vida (muchos ya la han perdido), emigran y se las “ingenian” comprando niños en ochenta dólares para que los dejen entrar en territorio gringo. Es mentira que existen en este momento miles y miles de niños centroamericanos, sobre todo hondureños, encerrados como animalitos en celdas. No, eso no existe. Existió, sí, en tiempos de los nazis liderados por Hitler, que en nada se parece a Trump. ¡Qué equivocados hemos estado!

Es tanta la paz que se respira en esta Honduras que no existe vigilancia a través de cámaras en las calles y carreteras. Los barrios seguros son producto de un pasado oprobioso en el que gobernaban los comunistas. En nuestros tiempos, los militares están en las fronteras, no en las calles, cuidando nuestra soberanía y además el bosque. Es tanta la paz, la bonanza en la que vive el pueblo hondureño, que nadie sale a protestar. Lo de la represión con bombas lacrimógenas, cárcel y asesinatos fue en tiempos en que gobernaban los comunistas. La extorsión es una farsa, solo existe en el país de Alicia la bióloga. Es tan increíble el crecimiento económico en el país que cada día se abren nuevas empresas; no existe la violencia ni los asesinatos. Lo que dijo ese supremacista blanco de Donald Trump al comparar nuestro país con Baltimore en cuanto al nivel de violencia es una locura.

¡Esto no es un sarcasmo! El capital no tiene fronteras. Así han quedado evidenciados una vez más los organismos internacionales como el FMI, CEPAL y las calificadoras de riesgo. Los pobres estamos solos, pero somos la mayoría. ¡Solo el pueblo salva al pueblo!

Acerca de El Pulso

Propósito: Somos un equipo de investigación periodística, que nace por la necesidad de generar un espacio que impulse la opinión sobre los temas torales de la política, economía y la cultura hondureña. Estamos comprometidos con el derecho que la gente tiene de estar verdaderamente informada.

Derechos Reservados 2019