De la desaparición temporal y tortura del dirigente Prof. Jaime Rodríguez

  Por Gilberto Ríos Munguía (•) Hablar del dirigente Prof. Jaime Atilio Rodríguez Peñalva, es hablar de una trayectoria de lucha popular de toda una vida y no solamente de su persona, sino también de su familia, hermana y esposa por ejemplo, que han sido siempre militantes de las organizaciones más representativas del pueblo por el cambio social, la justicia, los derechos de los trabajadores /as, sobre todo del gremio magisterial del que él se...
Redacciónoctubre 30, 2019

 

Por Gilberto Ríos Munguía (•)

Hablar del dirigente Prof. Jaime Atilio Rodríguez Peñalva, es hablar de una trayectoria de lucha popular de toda una vida y no solamente de su persona, sino también de su familia, hermana y esposa por ejemplo, que han sido siempre militantes de las organizaciones más representativas del pueblo por el cambio social, la justicia, los derechos de los trabajadores /as, sobre todo del gremio magisterial del que él se ha destacado como Presidente del Colegio de Profesores de Educación Media de Honduras COPEMH en dos ocasiones (2010 2011 – 2016 2017), institución que también ha sido insigne en los movimientos sociales de nuestro país.

El lunes 30 de octubre entre 6:45 y 7:00 pm el profesor Jaime se dirigía hacia la estación de autobuses del transporte interurbano que lo llevaría a su casa de habitación, en el camino fue detenido por sujetos armados que lo redujeron, lo introdujeron en un vehículo y lo trasladaron hacia rumbo desconocido. Por los relatos podemos asegurar que estuvo detenido en una Cárcel Clandestina en la que lo mantuvieron amarrado de pies y manos, sometido a torturas con golpes, insultos y amenazas a muerte.

El martes 29 de octubre, cerca de las 11:00 am sus familiares, compañeros /as de lucha y amigos /as, decidieron hacer pública la denuncia de su desaparición al no tener noticias de su paradero, y desde ese momento comenzó una importante campaña en medios de comunicación, redes sociales y una iniciativa del Prof. Edwin Hernández -también dirigente magisterial y de la Coordinación Nacional de la Plataforma en Defensa de la Salud y la Educación Pública-, quién llamó a plantón en la rotonda del bulevar Miraflores (zona de mucho tránsito vehicular) e invitó a “dejar la lucha desde los teléfonos”, en alusión a la importancia de continuar la reconstrucción de la movilización popular y el rescate de la calle como instrumento fundamental de la protesta, a pesar de la acostumbrada represión del régimen.

Este secuestro ocurre en un contexto de fuertes cuestionamientos contra el gobierno, luego del brutal asesinato este fin de semana en una cárcel de supuesta máxima inseguridad, de Magdaleno Meza, señalado como el propietario de la “narco libreta” en la que se apuntaron sobornos, transacciones, nombres de políticos, empresarios, policías y militares y también los montos entregados por el orden de las decenas de miles de dólares, por los favores necesarios para trasegar cocaína a través del territorio nacional. Este documento está en poder de la corte del sur de Nueva York y también fue clave para la declaratoria de culpabilidad de Juan Antonio Hernández, ex diputado del Partido Nacional y hermano de Juan Orlando Hernández, presidente de facto de Honduras. Magdaleno fue asesinado de 27 disparos y 15 puñaladas, quedando registrado el acto dantesco en las cámaras de seguridad de la institución penitenciaria, imágenes que de manera misteriosa llegaron a las redes sociales, causando un tremendo impacto contra el gobierno de facto.

A su vez el día lunes 28 de octubre una manifestación universitaria fue reprimida violentamente frente a las instalaciones de la UNAH por la Policía Nacional; grupos de infiltrados causaron daños en restaurantes de comidas rápidas e inmediatamente medios corporativos señalaron a los estudiantes de estar “vinculados con el partido Libertad y Refundación”, queriendo cambiar la agenda mediática del escándalo del fin de semana, que desacredita al régimen por sus cada vez más claros vínculos con la narco actividad.

El compañero Prof. Jaime Rodríguez, luego de que circulara ampliamente la denuncia a nivel nacional e internacional, apareció con vida el martes 29 de octubre a las 7:45 pm, luego de pasar 25 horas desaparecido; amarrado y lanzado cerca de un rio, con claros signos de tortura y con una profunda herida en su cuello, que podría haberle significado la muerte de no haberse soltado las amarras y podido encontrar una familia que dio rápido aviso a los dirigentes populares y que a su vez procuraron con celeridad el traslado del profesor al Hospital Escuela Universitario.

El mensaje del régimen es claro, es una amenaza contra la movilización popular y contra la oposición política. Están tratando de sembrar más terror para continuar actuando a sus anchas, pero el pueblo y su dirigencia no está dispuesto a continuar esperando a que la inexistente institucionalidad del país actúe contra la criminalidad, la corrupción o las injusticias; cada vez es más claro que son ellos mismos quienes las comenten.

Desde su camilla en el Hospital, luego de recibir la atención médica, el Prof. Jaime Rodríguez, también fundador del Frente Nacional de Resistencia Popular y del Partido Libertad y Refundación, Libre, envió un mensaje al pueblo hondureño por las redes sociales, demostrando la materia invencible de la que está constituido. Ante la pregunta de un compañero, que grabó un vídeo en su celular: “¿Ni un paso atrás verdad maestro?”, contestando el Prof. Jaime: “ni para agarrar impulso, ¡adelante!”.

 (•)Dirigente del Partido Libertad y Refundación.

Publicaciones relacionadas

Acerca de El Pulso

Propósito: Somos un equipo de investigación periodística, que nace por la necesidad de generar un espacio que impulse la opinión sobre los temas torales de la política, economía y la cultura hondureña. Estamos comprometidos con el derecho que la gente tiene de estar verdaderamente informada.

Derechos Reservados 2019