/ASÍ SE APROBÓ LA INTERVENCIÓN AL RNP

ASÍ SE APROBÓ LA INTERVENCIÓN AL RNP

CRÓNICA PARLAMENTARIA

Tremendas sorpresas nos reservaron los padres de la patria antes de la esperada Semana Morazánica, donde, a pesar de pocas diferencias de criterio, 115 de los 128 diputados aprobaron la intervención del Registro Nacional de las Personas con tres comisionados propietarios y dos suplentes, además de la aprobación por unanimidad de la Ley Especial de Adopciones y la ratificación de los proyectos aprobados la semana anterior.

Poco antes de las seis de la tarde comenzó la sesión el martes, con la lectura de correspondencia y dictámenes en lo que las bancadas se terminaban de llenar. En el rinconcito del extremo izquierdo del hemiciclo, predilecto para las reuniones que se quieren mantener fuera de los ojos de la prensa nacional, los jefes de bancada Carlos Zelaya Rosales, Elvin Ernesto Santos, el presidente del Congreso Nacional, Mauricio Oliva, el vicepresidente Antonio Rivera Callejas y otros diputados de las tres bancadas mayoritarias. Pronto, el presidente Mauricio Oliva enfiló sus pasos hacia su curul para presidir la sesión y dar la bienvenida al Cónsul Adjunto de Estados Unidos, quien se encontraba presente en la sesión para ser testigo de la aprobación en su totalidad de la Ley Especial de Adopciones. La presidenta de la comisión, Sara Medina, presentó un artículo nuevo al dictamen, que fue discutido inmediatamente, y después de definir que la vigencia de la ley comenzaría dos meses después de su publicación en el diario oficial La Gaceta, se aprobó por completo.

Luego de esto, se leyó la correspondencia, donde figuraban prominentemente dos cartas de renuncia, la primera del subdirector administrativo del Registro Nacional de las Personas, Carlos Humberto Romero, y la segunda del subdirector técnico, Gerardo Enrique Martínez Lozano, por la existencia de un dictamen para la intervención del RNP. Una vez, habiendo entrado al tema del Registro Nacional de las Personas, se leyó el dictamen, al que el proyectista, el vicepresidente y diputado del Partido Demócrata Cristiano de Honduras Felicito Ávila, se adhirió. El siguiente en pedir la palabra fue el primer vicepresidente, Antonio Rivera Callejas, quien minutos antes de comenzar la sesión todavía andaba recolectando firmas en la bancada de Libertad y Refundación, solicitó la dispensa de dos debates para que el dictamen fuera aprobado en único debate. La dispensa se aprobó con el voto unánime a favor de las bancada de Libertad y Refundación y Partido Nacional, mientras que los pocos votos en contra eran del PINU-SD, donde curiosamente no figuraba la diputada Doris Gutiérrez, quien decidió asistir a un evento parlamentario menor en San Salvador, y un pequeño porcentaje del Partido Liberal, donde tampoco se encontraba presente el ex presidenciable Mauricio Villeda Bermúdez. Esta configuración de votos sería la que prevalecería el resto de la votación.

Elvin Santos sale del “rinconcito de las reuniones” donde platicó con Carlos Zelaya, Mauricio Oliva y otros diputados. La bancada del Partido Liberal lo observa. Fotografía: Nincy Perdomo
Al salir de la reunión con los jefes de bancada, el presidente del Congreso Nacional, Mauricio Oliva, saludo a diputados liberales. Fotografía: Nincy Perdomo
El primer vicepresidente del Congreso Nacional, Antonio Rivera Callejas, recoge la firma de la diputada suplente de Libertad y Refundación Betty Rivera. Fotografía: Nincy Perdomo

Antes de proceder a la aprobación del articulado, el diputado José Alfredo Saavedra, miembro de la comisión de dictamen, tomó la palabra para emitir su voto particular, manifestando que no firmó el dictamen porque no fue convocado a la reunión, y dejó clara su posición en contra del mismo, al tiempo que sintió la necesidad de manifestar que las autoridades del Consejo Central Ejecutivo desconocían cualquier acuerdo alcanzado en el Congreso Nacional. El presidente Mauricio Oliva aclaró que la información que tenía indicaba que se trataba de un desacuerdo interno de la bancada del Partido Liberal al no poder convenir un represente, y finalizó expresando que por lo demás, “Yo genero consensos con diputados y no con directivas de partidos,” comentario que fue recibido con una ovación por parte de las bancada de Libertad y Refundación y Partido Nacional. Tras un fervoroso discurso del diputado de Libertad y Refundación, Luis Cruz, solicitando el apoyo del pleno para la aprobación de este proyecto, y de una serie de reclamos técnicos y mociones del diputado del PINU-SD, Luis Redondo, que no fueron tomadas en consideración, se aprobó en su totalidad y casi por unanimidad la intervención del RNP, con los interventores propietarios Rolando Kattan (PN, coordinador), Norman Roy Hernández (PL), Óscar Porfirio Rivera (LIBRE), mientras que como suplentes quedaron Roberto Montenegro (Alianza Patriótica) y Gonzalo Alberto Fuentes (Democracia Cristiana).

La sesión se cerró brevemente y se reanudó para aprobar el acta y dejar ratificados los proyectos de ley aprobados la semana anterior y en la sesión del martes. El diputado Darío Banegas, que formó parte del bando de José Alfredo Saavedra, pidió que en el acta constara que su voto fue en contra. Mientras se daba lectura al acta, los diputados del Partido Liberal se reunían a mostrarse mensajes y cuchichear entre sí, y muy pronto se difundieron reportes de las repercusiones que había tenido la votación en el Consejo Central Ejecutivo del Partido Liberal, que anunció su retiro del diálogo nacional auspiciado por la ONU. Por otro lado, el diputado Luis Redondo, cuyas numerosas reconsideraciones a las actas del Congreso Nacional se han vuelto sujeto de risa para el pleno, se tomó un descanso del acta y compartió un ameno momento con el presidente del Congreso Nacional, Mauricio Oliva. Muy pronto el acta fue aprobada y se definió que la juramentación de los comisionados interventores sería el día siguiente.

Fotografía: Nincy Perdomo
Fotografía: Nincy Perdomo

El miércoles la sesión se reanudó a las 5:20 pm, con un ambiente armonioso y tranquilo pese a que la mañana de ese día trascendiera la expulsión, por parte del CCEPL a altas horas de la noche, de los diecisiete diputados de la bancada del Partido Liberal que apoyaron con su voto la intervención del RNP. Muchos de los expulsados no se hallaban presentes porque habían acudido al Tribunal Supremo Electoral para presentar una denuncia por lo que ellos consideraban una expulsión arbitraria. Los que sí se encontraban presentes, sin embargo, platicaban de lo más tranquilo con el bando de Saavedra, entre ellos el diputado Harry Panting con el diputado Darío Banegas, o como el diputado y ex presidenciable Mauricio Villeda, que reapareció milagrosamente el día después de la aprobación de la intervención al RNP, que conversaba con la secretaria de bancada, Sobeyda Andino, su suplente Alejandro Martínez y el diputado Bader Dip. La bancada de Libertad y Refundación, sin embargo, celebraba su inclusión en el órgano interventor, y aprovecharon para tomarse una buena selfie con Óscar Rivera, su representante en el RNP.

Pronto llegó la hora del espectáculo, y los interventores se enrumbaron hacia el estrado de la junta directiva. Primero fue juramentado el comisionado coordinador, Rolando Kattan, seguido del comisionado Norman Roy Hernández, y por último el comisionado Óscar Porfirio Rivera, ante las atentas miradas de la bancada de Libertad y Refundación. Una vez juramentado y habiendo estrechado la mano del presidente Mauricio Oliva, la emoción permeó de tal manera a los diputados de Libertad y Refundación que todas las consignas –incluyendo la más popular de todas, el ubicuo “¡Fuera JOH!”– escaparon de las gargantas de los parlamentarios, quienes únicamente prorrumpieron en una exclamación pura y sin palabras de su júbilo. El júbilo se transformó luego en solidaridad cuando varios diputados de la bancada de Libre se acercaron a los liberales expulsados para ofrecer su apoyo. Tras la aprobación de varios dictámenes, avanzar en algunas leyes extensas y presentar varios proyectos de ley y manifestaciones, la sesión se cerró.

Fotografía: Nincy Perdomo
Fotografía: Nincy Perdomo
Fotografía: Nincy Perdomo

El jueves, los diputados aprovecharon para presentar varios proyectos de ley antes del feriado de la Semana Morazánica, y mientras en los medios continuaba la embestida entre expulsados y expulsores, en el hemiciclo varios diputados se manifestaron a favor de un diálogo que hermanara al Partido Liberal. A ver qué nos depara la siguiente semana.

Nincy M. Perdomo, hondureña, nacida en Tegucigalpa. Es Licenciada en Comunicación y Publicidad (Unitec). Ha publicado textos varios en la revista Mera V (Honduras), La Rabia del Axolotl (México), Revista Ombligo (México) y República de Papel (Nicaragua). Actualmente es stringer video para la Agencia Francesa de Prensa (AFP).