/JUGANDO A LAS REFORMAS

JUGANDO A LAS REFORMAS

CRÓNICA PARLAMENTARIA

Poco más de siete horas sesionaron nuestros diputados esta semana, que aprovecharon para seguir desahogando la mora legislativa al dar lectura a varios dictámenes no tan atractivos para la discusión. En medio de tanta lectura, no obstante, hubo tiempo para «ponerle sabor» al ejercicio legislativo con los temas de mayor interés: las reformas electorales, que siguen obsesionando a nuestros representantes en el Congreso Nacional, y para lo que se siguen metiendo varios proyectos de ley con objetivos que se quedan bajo el manto del silencio.

El martes la sesión comenzó después de las cinco de la tarde, y tras el protocolo inicial la junta directiva pasó directamente a la lectura en segundo debate de la Ley Marco de Vivienda y Asentamientos Humanos, que poco o nulo interés generó en la cámara, por lo que los legisladores tomaron la oportunidad para dedicarse a sus tertulias privadas en sus distintos curules y en los pasillos y rincones del hemiciclo. Pasada casi una hora, la junta directiva suspendió la discusión de la ley y abrió el espacio para la presentación de proyectos, que el diputado vicepresidente Denis Castro Bobadilla utilizó para someter al pleno la iniciativa para la creación de la Ley Procesal del Tribunal de Justicia Electoral de Honduras, necesaria para la puesta en marcha de lo aprobado el 24 de Enero cuando se creó el Tribunal de Justicia Electoral con las primeras reformas. El presidente Mauricio Oliva tuvo a bien crear una comisión especial para dictaminar este proyecto de ley, y puso en la presidencia de dicha comisión a su bien estimado y apreciado diputado del Partido Libertad y Refundación, Jorge Cálix, cuya presencia en el hemiciclo ha menguado considerablemente desde la inauguración de la segunda legislatura. Después de la aprobación de varios artículos de la Ley de Bomberos, se abrió el espacio para que los diputados presentaran varias iniciativas de ley, tras lo cual la sesión se suspendió.

La sesión del miércoles tuvo una asistencia reducida de los diputados hondureños. Fotografía: Nincy Perdomo

El miércoles la sesión inició pasadas las seis de la tarde, ante una asistencia bastante limitada de legisladores. Antes de que comenzara la sesión, sin embargo, hizo su entrada triunfal la diputada de Libertad y Refundación, Olivia Zúniga, quien por la mañana fuera la protagonista de un incidente atípico durante la presentación de la Iniciativa Spotlight. Zúniga entró al hemiciclo –a pesar de haber olvidado asistir a la reunión de la Comisión de Enlace con Grupos Indígenas y Afrohondureños que había sido publicada en la agenda desde la mañana– hecha toda sonrisas, mientras varios diputados de su bancada, entre ellos Yahvé Sabillón y Juan Barahona, le ofrecían abrazos y palabras de aliento. La diputada María Luis Borjas entonces pidió un aplauso para su correligionaria, que desganadamente acuerparon únicamente Luis Redondo y David Reyes, de la bancada del PINU-SD. Tras la lectura de la Ley Marco de Vivienda y Asentamientos Humanos y la discusión en tercer debate de la Ley de Bomberos por más de una hora, los diputados tuvieron nuevamente el espacio para presentar las diferentes iniciativas de ley, en las que sobresalía la del diputado nacionalista Eder Mejía, que propuso una reforma constitucional para incorporar al pleno del Congreso Nacional a los veinte diputados hondureños que integran el Parlamento Centroamericano con las mismas prerrogativas de voz, voto e iniciativa de ley. Presentado este proyecto, el presidente en funciones suspendió la sesión.

Quienes se encontraban muy a gusto en sus pláticas eran los diputados liberales de la corriente del ex rector de UNITEC, el ex presidenciable Mauricio Villeda, el diputado Harry Panting y el «fugaz» Víctor Barahona, que andaban muy interesados en consultas con el diputado de carrera y jurisconsulto Oswaldo Ramos Soto. Por otro lado, los fuertes rumores de la publicación de la lista Magnitsky tenían alerta a varios legisladores. Algunos, que también compartían expedientes en el Poder Judicial, se reunieron en los rincones del hemiciclo para discutir sus destinos y darse los más cariñosos ánimos.

El diputado liberal por Cortés, Harry Panting, conversa con el diputado nacionalista por Francisco Morazán, Oswaldo Ramos Soto. Fotografía: Nincy Perdomo
Los diputados nacionalistas Gladys Aurora López, Welsy Vásquez, Milton Puerto y otros se reúnen en uno de los rincones del hemiciclo. Fotografía: Nincy Perdomo.

Pasadas las once de la mañana comenzó la sesión del jueves con la aprobación del acta, para luego pasar a un largo espacio en el que los diputados siguieron apilando los más proyectos de ley sobre las comisiones de dictamen. Sobre ese tema, el diputado nacionalista Reynaldo Ekónomo lanzó un reclamo a las comisiones, y les pidió encarecidamente que se pusieran a trabajar. El presidente en funciones, Antonio Rivera Callejas, decidió someter al pleno el dictamen que reforma la Ley del Registro Nacional de las personas con el objetivo de que cada persona llene un formulario y exprese si desea ser o no donador de órganos. Rivera Callejas aprovechó para solicitar la dispensa de dos debates, que fue aprobada con apoyo de todas las bancadas.

Los diputados Darío Banegas, del Partido Liberal, y Francisco Rivera, del Partido Nacional, comparten un momento de hilaridad en la sesión del jueves. Fotografía: Nincy Perdomo.

Al entrar a la discusión, sin embargo, el dictamen encontró bastante resistencia, en particular del diputado liberal Darío Banegas, el diputado liberal Juan Carlos Elvir, y el diputado nacionalista Francisco Rivera, quien solicitó que se presentara al pleno un especialista que pudiera arrojar luz sobre este proyecto. Mientras el diputado proyectista, el vicepresidente Denis Castro Bobadilla, accedía a que se presentara un especialista en el transplante de órganos y discursaba sobre el marco legal existente, varios legisladores iban dejando vacío el hemiciclo. Tras la suspensión de la discusión de este dictamen, los diputados regresaron a presentar sus respectivas mociones y proyectos de ley, pero por falta de quorum se tuvo que cerrar la sesión diez minutos después de las dos de la tarde. A ver qué nos depara la próxima semana. 

Nincy M. Perdomo, hondureña, nacida en Tegucigalpa. Es Licenciada en Comunicación y Publicidad (Unitec). Ha publicado textos varios en la revista Mera V (Honduras), La Rabia del Axolotl (México), Revista Ombligo (México) y República de Papel (Nicaragua). Actualmente es stringer video para la Agencia Francesa de Prensa (AFP).