Honduras

Concentración política de La Alianza en Tocoa, Colón

el

La emotividad del discurso de campaña política se presenta como una desconstrucción de propuestas y más como un ejercicio dialéctico.

Xiomara Hortensia Zelaya, conocida popularmente como “La Pichu,” comenzó su participación con un acento ya conocido -el de palabras arrastradas y utópicas- prometiendo acompañar al pueblo hondureño en esta misión de construcción para un verdadero cambio en el país, trabajando con la juventud y los sectores más vulnerables. Agregó que el pueblo está cansado de vivir bajo la sombra de un gobierno corrupto, mentiroso e inescrupuloso, diciendo que hace alarde de una fuerza que no tiene, puesto que dicha fuerza está con el pueblo, el que estuvo en las calles y el que resistió el Golpe de Estado del 2009.

Alabó el don de liderazgo de Xiomara Castro de Zelaya y su carrera política a partir del 2009, cuando lideró los movimientos antigolpe, reivindicando y dignificando el rol de la mujer en la política hondureña. Con un discurso muy parecido a los del Manuel Zelaya Rosales, la “Pichu” recordó en varias ocasiones el Golpe de Estado en contra del compañero José Manuel Zelaya Rosales (sic) -tal vez para despersonalizar la relación de parternidad-. Sin hacer muchas propuestas avanzó en la retórica del cambio político que prometió de la mano de lo que ahora podría considerarse una seudo monarquía zelayista en La Alianza de Oposición.

    IMG_20171008_110518

En una participación más metafórica que real, expuso que hay que sembrar cambios, unidad, redención y paz. Nuevamente recordó el gobierno del expresidente Zelaya como el mejor presidente del Honduras, el que defendió al pueblo, el mismo  pueblo que salió a las calles a luchar contra el golpe. Invitó a los asistentes a construir con dinamismo y fuerza la victoria de Salvador Nasralla. Afirmó que el presidenciable de La Alianza tiene un atributo que no tiene ningún otro candidato, el compromiso con el pueblo, por lo que no defenderá más que los intereses del pueblo, por eso -dijo la Pichu- la fuerza y el triunfo está en La Alianza. Con esto  cerró su participación.

Siempre presente en toda retórica propagandística, sociólogos de diversas universidades se han dado a la tarea, sin mucho resultado, de encontrar ese “pueblo” del que siempre hablan los políticos.

Intervención de Iroshka Elvir de Nasralla.

Con un ambiente amenizado con reggaetón, Iroshka Elvir de Nasralla inició una participación más emotiva que reflexiva, en la que dijo llenarse de esperanza cuando se presenta en esas reuniones porque los asistentes llegan comprometidos con el país. Aseguró que si su hijo naciera en este momento ya debería pagar 28 mil Lempiras de la deuda pública, que es lo que debe cada hondureño, mostró preocupación por los feminicidios, ya que según estadísticas cada 14 horas asesinan a una mujer en Honduras, agregó que han fallecido de forma violenta más de 43 mil hondureños y que el sistema de justicia no funciona. Elvir refirió que el país es pobre por la clase política tradicional y reiteró la intención de cambiar el país, pero que ese cambio solo se dará de la mano de cada hondureño.

Iroshka Elvir de Nasralla afirma que concibe cómo el 65% de la población sea pobre y que el 40% viva en la indigencia,o con un ingreso menor a 3 Lempiras diarios, que 3 de cada 5 hogares subsisten con menos de 44 Lempiras diarios. Se refirió al cierre de negocios por la extorsión de la delincuencia común y a los altos impuestos del gobierno. Recordó el latrocinio del Instituto Hondureño de Seguro Social (IHSS) y que parte de ese dinero fue para el financiamiento de la campaña política del Partido Nacional y que ahora ese mismo gobierno pretende buscar la reelección; confirmó la honestidad de Salvador Nasralla, el que no tiene vínculos con el crimen organizado y que es el tipo de presidente que merece Honduras.

4

Manuel Zelaya

El expresidente Manuel Zelaya Rosales comenzó su participación con una historia basada en la entrega de la banda presidencial original que él tiene, porque no se la entregó ni a Roberto Micheletti, ni a Porfirio Lobo Sosa y mucho menos a Juan Orlando Hernández. Asegura el expresidente que se la va a entregar a Salvador Nasralla. Fiel a su folclorismo político, habló con espontaneidad a los activistas presentes. Le advirtió a Salvador Nasralla que la banda presidencial no se entrega gratis, se debe trabajar por ella, expresó que Nasralla es un verdadero dirigente a nivel nacional que defiende los colores de la bandera de La Alianza.

Aprovechó Zelaya la oportunidad para recordarle al presidente y actual candidato a la presidencia de la República, Juan Orlando Hernández, que fue aplazado en la Organización de las Naciones Unidas, ya que se tomó la resolución de que Honduras violenta los Derechos Humanos y debe ser considerado como un país violador de los mismos. Le planteó que ha sido aplazado por la Cuenta del Milenio por los altos niveles de corrupción, inseguridad, falta de desarrollo y de transparencia que tiene el país. Aseguró que esta administración ha sido la peor evaluada en crecimiento económico en la historia de Honduras por la Comisión Económica para América Latina, afirmó que los niveles de pobreza y miseria están en incremento, atacó la falta de desarrolló económico por la constante privatización. Recordó a las víctimas de los conflictos de tierras del departamento de Colón, dirigentes campesinos que merecen el respeto de todos y pidió un aplauso para ellos.

IMG_20171008_110418

Presentó a Luis Redondo como una garantía de que en todos los contextos van a evitar el fraude electoral, Redondo está trabajando, dijo Manuel Zelaya, en 4 plataformas tecnológicas, sin explicar muy bien en qué consiste, pero afirmando que con esos medios van a tener resultados antes que el Tribunal Supremo Electoral. Este tipo de tecnología, asegura Zelaya Rosales, se podrá tener en los teléfonos, con esto aseguran se acabará el engaño desde el TSE.

Luis Redondo explicó desde el punto de vista técnico en qué consisten lo que sería una App móvil y que funcionaría así:

Descarga de la App: Alianza Censo.

Ingresar número de identidad: con eso se podrá consultar de manera gratuita el centro de votación, para de esta forma evitar cualquier tipo de fraude. Al encontrar una irregularidad podrá ser denunciada al centro de computo y posteriormente será publicado en las redes sociales.

La App, según explica Luis Redondo, es para llevar un monitoreo antifraude. Lo que no explicó es el botón “Votar,” que al presionar en la foto de un candidato se registra el voto y desaparece el botón, únicamente queda el botón de denunciar cualquier irregularidad; explicó cómo va a funcionar el sistema paralelo al TSE que servirá para hacer democracia: “De cada mesa electoral, de cada centro de votación se van a recibir los datos antes que el TSE, el sistema también transmitirá los datos al centro de computo de La Alianza para revisar las todas las actas”, dijo.

Con la primera aplicación democrática de Honduras se hace historia en esta época de las post-verdad y la tecnología democrática que acabará con los fraudes electorales.

Acerca Redacción

Recommended for you