Entrevistas

“¿Con qué moral vamos a poder decir “Fuera JOH”?”: Aurora Pineda

el

Aurora Pineda fue precandidata a diputada por la corriente Fuerza y Esperanza del Partido Libertad y Refundación, y la noche de ayer en Cholusat Sur señaló a Jorge Cálix, Juan Barahona y Rafael Alegría de ser los autores intelectuales de la red que cometió fraude electoral en las elecciones primarias de Libre al inflar los votos de varios candidatos. En entrevista exclusiva para El Pulso, Aurora Pineda nos cuenta cómo se informó sobre ese plan, su experiencia en Fuerza y Esperanza, y qué podría suceder si las autoridades del partido no toman acciones para corregir lo que ha sucedido.

¿Quiénes son los que están detrás de la red que organizó el fraude para inflar votos en Libre?

Es un grupito bien reducido de personas. La verdad es que a mí solo me abordó una persona, que fue la que me dijo que estaban planeando pagar en las mesas para inflar los votos, y que debería yo pagar una cantidad por cada uno de los integrantes de las mesas. Yo ahora viendo los resultados de lo que ha pasado después de las elecciones, uno ya supone quiénes son los que han integrado este grupo, porque en esas actas han inflado los votos demasiado y es tan evidente que se escapa a lo que uno pudo haber imaginado. Hay, digamos, candidatos que sobrepasan la cantidad de votos que pudieron haber tenido en una urna. Por ejemplo, la carga electoral de una urna no puede sobrepasar de los cuatrocientos, cuando mucho quinientos votos porque son las papeletas que se le entregan a la urna y hay candidatos que tienen 750 votos, candidatos que tienen 980 votos en cada casilla. Entonces no es posible cuando la carga electoral es 300, 350, porque podría tener el máximo, o sea que todos los votantes pudieron votar por esta persona, deberían haber sido 350, cuando mucho 400, pero no 750 ni 980. Además de que otras casillas aparecen también con votos de 300 y pico, de 400, hasta de 600 votos. Es fácil detectar qué personas pudieron haberlo hecho, si vemos cuáles son las casillas donde están inflando los votos o cuáles son las actas también que están adulteradas, y esto se ve a simple vista. ¿Cómo un tribunal permite tabular datos de este tipo? Porque hasta el más ingenuo que no sabe cómo es un proceso electoral puede deducir el fraude que se ha hecho.

¿Es una corriente en particular la que está detrás de  esta red de fraude electoral?

Ahí se señala que hay un movimiento, el M28, que son la mayoría de los que están con los votos inflados pero también hay de otros movimientos. Incluso del mío, hay una persona ahí que infló votos. Es inconcebible que las personas en las que uno ha confiado (hayan participado), porque incluso yo voté por ellos. Uno se dice, “¿Qué puedo esperar de las personas que supuestamente son los líderes que van a conducir los destinos de un país?” ¿Cómo puede confiar usted si son capaces de hacer este tipo de artimañas, cómo puede usted confiar que van a ir a hacer a un congreso donde se construyen las decisiones? El Congreso Nacional es el principal poder del estado, a mi modo de ver.

¿Cómo le ofrecen a usted participar en esa red de fraude electoral?

Dentro del movimiento al que yo lideraba estaba teniendo problemas porque se empezó a bloquearme. Se supone que yo tenía un buen perfil y que podía tener una afluencia considerable de votos, entonces se me empezó a bloquear y esta persona se ofreció a apoyarme en ese sentido (a través de inflar votos). Pero como no va conmigo ni comprar votos ni tampoco venderme, yo renuncié. El 16 de febrero yo presenté la renuncia porque incluso esto se lo notifiqué a la coordinadora del movimiento en el que yo estaba, que es la abogada Aracely Flores, yo se lo notifiqué de lo que se pretendía hacer, y a su esposo también, ellos eran los que coordinaban el movimiento de Fuerza y Esperanza, Luis Ortiz. Aracely Flores y Luis Ortiz conocían lo que estaba pasando y lo que iba a pasar, sin embargo no se actuó de ninguna manera. Yo decidí poner mi renuncia y nunca se le dio trámite. Nunca se pronunciaron, yo seguí apareciendo en planilla y así lo he dejado. Ahora viendo la reacción de las autoridades del partido sí me preocupa, porque ellos han prometido proceder, pero uno conociendo y luego que vi que mi renuncia no tuvo ningún tipo de reacción, pues ojalá que esta vez no sea así. Que se actúe y que se sancione a las personas que han hecho este tipo de fraude porque esto perjudica al partido. Lo que ha sido costumbre en otros partidos no puede pasar en un partido nuevo, donde se supone que hay que refundar un país, que hay que construir un nuevo país, que queremos cambios y que la gente les ha confiado el voto.

Al no haber dado trámite a su renuncia, ¿estarían en peligro de ser anuladas las planillas de FE por no haber realizado la sustitución correspondiente?

El 16 de febrero había todavía tiempo para hacer el cambio, para hacer la sustitución. Había tenido problemas también porque me habían inscrito un suplente también al que yo no conocía ni conocí, entonces desde ahí empecé a hacer los reclamos, pero del 16 de febrero había un mes todavía para hacer la sustitución. No lo hicieron. No les convenía porque para ellos yo significaba atraer votos. No se ven reflejados ahora en las elecciones porque incluso se borraron planillas enteras. Hay actas donde la planilla de Fuerza y Esperanza se borró del todo. Entonces uno no puedo concebir que estas cosas pasen porque incluso, en la mesa que yo voté y votó mi familia no aparecen.

¿Cómo ve la actitud de las autoridades del partido respecto a este escándalo?

Estuve en conversación con una abogada de la comisión electoral del partido y me dijo que ellos van a hacer todas las gestiones para ver qué se puede hacer en este caso, a ver si se pueden revertir los resultados, pero ella tampoco me da seguridad de que el tribunal se va a preocupar por subsanar estas cosas. Yo tengo esperanzas de que algo se pueda hacer porque creo que las aspiraciones de los que son afectados –yo no me siento afectada porque verdaderamente yo ya sabía lo que iba a pasar y yo había renunciado, pero hay personas ahí que han confiado y que han tenido aceptación de los votantes, y no es justo que de esta manera vengan a tirarles un proyecto político. Ahí hay jóvenes que han tenido esperanzas en tener una oportunidad de llegar a un congreso y también oportunidad de cambiar este país. Ahora nos preguntamos, ¿qué opción queda en el país, qué opción tenemos ahora? Porque tenemos desconfianza en todas las instituciones del estado y ahora también en los partidos políticos. Esto viene a generar un caos, una crisis y creo que las autoridades deben tomar cartas en el asunto y corregir estas cosas. No se puede seguir con mañas del pasado, con mañas de otros partidos, los mismos que nosotros criticamos. ¿Cómo vamos a criticar a un Partido Nacional que también hace este tipo de prácticas, con qué moral vamos a poder decir “Fuera JOH” o que también estamos en contra de la reelección cuando nosotros también estamos practicando este tipo de actos que van reñidos con la ley?

¿Qué cree que puede pasar si el partido condona estos actos o no hace nada?

Si no se hace nada creo que va a haber desencanto, va a disminuir la cantidad de electores, va a crear una cisma mucho más grande dentro del partido, dentro de los movimientos. Si no actúan, porque ya incluso en las internitas que tuvieron en octubre hay denuncias y hasta el día de hoy no han resuelto eso, y ahora sumado a las primarias, creo que en las generales podemos fracasar. Hemos tenido muchas esperanzas en crear esa alianza, esto va a disminuir el caudal político de Libre dentro de la alianza y serán, quizás, otros partidos políticos los que tomen fuerza en esto.

 

Acerca Nincy Perdomo

Nincy M. Perdomo, hondureña, nacida en Tegucigalpa. Es Licenciada en Comunicación y Publicidad (Unitec). Ha publicado textos varios en la revista Mera V (Honduras), La Rabia del Axolotl (México), Revista Ombligo (México) y República de Papel (Nicaragua). Actualmente es stringer video para la Agencia Francesa de Prensa (AFP).

Recommended for you