/ASÍ SE REPARTE EL PASTEL DE 800 MILLONES DE DÓLARES EN VENTA DE ENERGÍA A LA ENEE

ASÍ SE REPARTE EL PASTEL DE 800 MILLONES DE DÓLARES EN VENTA DE ENERGÍA A LA ENEE

La falta de inversión y planificación para producir suficiente energía y suplir la necesidad nacional obliga a la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE) a comprar a otros proveedores y venderla a un menor precio, razón por la cual acarrea una millonaria deuda.

La normativa eléctrica no obliga a comprar a estos proveedores al menor precio, sino que brinda estímulos a energías renovables garantizando su despacho independientemente de que el precio sea mucho mayor a las demás alternativas.

Unas cien compañías proveedoras de energía entregaron a la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE), más de tres mil setecientos millones de kilowatts (3,700,000,000 kwh), de energía para suplir las necesidades de los usuarios en 2018.

La compra que realiza la estatal se divide en un 44.7 por ciento a las térmicas, un 16.05 a las hidroeléctricas, las solares con un 14.76, 13.82 a las eólicas; un 7.60 a las de biomasa y un 3.69 a las geotérmicas.

Por lo que se compra un 55.93 por ciento de energía a empresas que usan recursos renovables y un 44.07 a las empresas que producen a través de combustibles fósiles.

En 2014 el sector energético de Honduras sufrió cambios sustanciales, se publicó la Ley General de la Industria Eléctrica (Decreto No. 404-2013), liberalizando el subsector electricidad en Honduras con el propósito de regular la importación y exportación de energía eléctrica.

Esta Ley de Industria Eléctrica surge para generar un mercado eléctrico en Honduras, que es en pocas palabras un sistema para efectuar las compras a través de ofertas de compra, ventas a través de ofertas de venta y operaciones a corto plazo en forma de permutas financieras con más actores en el mercado, lo que garantizaría mejores precios.

Para crear este mercado, la Ley estipuló que la ENEE tendría que dividirse en tres empresas, una de generación, una de transmisión y operación del sistema y otra de distribución, rompiendo el monopolio y reduciendo su participación en el mercado de electricidad nacional a un agente más.

En el año 2007 se aprobó la Ley de Promoción a la Generación de Energía Eléctrica con Recursos Naturales con el objeto de promover la inversión pública y privada en proyectos de generación de energía eléctrica con recursos renovables nacionales.

Las anteriores legislaciones dan prioridad en el mercado a la compra de energías generadas con recursos renovables, aun cuando su precio sea mayor, existe un despacho obligatorio que hace que tengan preminencia antes que cualquier otra energía, aunque esta sea más económica.

Actualmente la facturación se hace sin un precio de mercado en generación, los precios de las renovables son muy altos y no son regulados ya que gozan de incentivos, afectando a los usuarios al tener que pagar precios más altos.

Paradójicamente, la energía más económica que compra la ENEE es la térmica, a 0.09 centavos de dólar el kwh en promedio, esta la suplen 22 proyectos quienes le entregaron cerca de tres millones de kwh (2,962,774,816 kWh) por un costo superior a los doscientos setenta y seis millones de dólares ($276,320,241.89).

Existe una variación importante entre el precio que se paga a cada proveedor, ya que según datos obtenidos por ElPulso.hn a una de las plantas se le pagaría más de sesenta y cinco dólares por cada kWh (65.8740 US$/kWh), mientras que al de más bajo precio se le paga a 0.0880 centavos de dólar cada kWh.

Le siguen la generación hidroeléctrica y geotérmica facturando cada kWh a 0.12 centavos de dólar en promedio.

La ENEE compra energía hidroeléctrica de 43 proveedores que en el año anterior entregaron cerca de un millón cien mil kwh (1,079,054,973.62 kWh) por un costo superior a los ciento treinta y un millones de dólares ($131,475,212.86).

En esta también existen diferencias entre los precios de generación de la energía, siendo el más bajo de 0.0570 centavos de dólar por kWh y el más alto 0.1569 centavos de dólar.

Como proveedor de energía geotérmica solo se trabaja con una planta que generó 248,263,204.88 kWh para un valor de 28,781,133.35 millones de dólares.

Las empresas que producen energía por biomasa, eólicas y solares en promedio venden cada kWh a 14 centavos de dólar.

En la energía solar hay 18 proveedores, los precios varian desde 0.1389 US$/kWh hasta 0.1418

En teoría, la energía hidroélectrica tiene que ser más batata por ser más fácil de obtener, es decir el tipo de tecnología es más simple y fue una de las primeras tecnologías en aparecer como generación de electricidad.

La  producción a través de un motor de combustión más el bunker tendrían que ser más caras debido al tipo de tecnología, a la volatilidad de los precios del petróleo y a los servicios primarios (que son un pago que se les efectúa para estar siempre listas para entregar potencia en cualquier momento que se necesiten).

Pero este no es el caso en Honduras, ya que las energías renovables se pagan a un valor mayor que el de las térmicas.